Calidad y visibilidad: consecuencias de la investigación enfermera


Publicado el 28/05/2018, en Actualidad. Sin comentarios

Interesantísimo el debate #whywedoresearch sobre investigación que se ha celebrado en Twitter estos días y más interesante y gratificante aún es ver cómo los profesionales de Enfermería han asimilado que la investigación, realizada metódica y científicamente, es un elemento imprescindible en su día a día laboral y para el avance de la profesión.

Que la enfermera, desde tiempos inmemoriales, ha investigado, es una realidad que nadie puede obviar, pero que esa investigación sea realizada con los parabienes de la comunidad científica, y siguiendo una metodología estricta, es algo que hasta hace relativamente poco tiempo no solo nos estaba vetado a nivel formal sino que era algo a lo que se dedicaban solamente “algunos”.

Está claro que el desarrollo académico de nuestra profesión ha contribuido de manera significativa en esta inquietud investigadora de la que indudablemente se beneficia el conjunto de la profesión y, sobre todo, la sociedad, pero no es menos cierto que es necesario también establecer unos apoyos profesionales que tutoricen y velen por la calidad investigadora para evitar, como mencionaba Blanca Fernández-Lasquetti en el debate, la publicación, por ejemplo, de “churripósters”.

 

Cuando se investiga es porque hay inquietud por conocer, por demostrar, por validar, etc., en resumen, hay inquietud por trabajar más allá de la tradición, con el convencimiento de que se ofrecen los cuidados, contrastados científicamente, más adecuados para cada persona.

Es esa inquietud la que debemos cuidar al máximo y potenciar para que todo el profesional que se adentre en este campo obtenga todo el apoyo posible. Es imprescindible que los centros sanitarios dispongan de unidades de apoyo investigador, que las Universidades, que son las que “pulen” al profesional siembren la semilla investigadora, que las investigaciones realizadas sean adecuadamente difundidas y puestas a disposición del conjunto de profesionales y que la sociedad conozca que los cuidados que se le prestan no son fruto de la casualidad sino de un arduo trabajo que está contrastado científicamente. Esta será otra manera de visibilizar, de una manera adecuada lo que es hoy la profesión enfermera.

Aunque pienso que, más o menos formalmente, todos los enfermeros investigamos, también creo que no es necesario que todos nos centremos en investigar pero sí que es imprescindible que los resultados de las investigaciones que hagan nuestros compañeros lleguen a todos los profesionales de Enfermería. Gracias a ello lograremos lo que siempre ambicionamos: prestar los mejores cuidados a la sociedad.

Mª José García, responsable de Soy enfermera





Deja un comentario